Celso García de la Riega

Biografía, Obras, Pinturas, Teorías y Artículos

Desde el Ulla al Miño I

Diario de Pontevedra 25 de Setiembre de 1900

Diario desde el Ulla al Miño inicioLa brillante descripción que del litoral marítimo de la provincia de Pontevedra está publicando La Temporada de Mondariz con la acreditadísima firma del ilustre escritor y periodista D. Alfredo Vicenti, me ha inspirado la idea de ordenar algunos apuntes de noticias antiguas relativas al mismo litoral, y de enviarlos á esa redacción, en la inteligencia de que los acogerá con su amabilidad acostumbrada. No pretendo completar en dicho concepto el trabajo del Sr. Vicenti, pues para ello se requiere mejor pluma que la mía, y mayores conocimientos que los que poseo: solo deseo unir á su notable tarea mi modesta colaboración. Allá van, pues, dichos apuntes bajo la pauta señalada por aquel distinguido literato: desde la desembocadura del río Ulla á la del Miño por la accidentada y bella costa pontevedresa.

Empecemos citando el extremo de la ribera izquierda del Ulla, que es la punta de Grandimaro ó Grandimiro, mansión militar en la Vía romana «Per loca marítima», según el Itinerario de Antonio Pió.

En tiempos no muy antiguos por cierto, Carril se denominaba Caarril, en cuyo vocablo se revela el tema arro, raíz de que se formó el nombre de Arrotrebas, Tribus de Arros, que se dió á los pueblos de una región, más ó menos extensa, comprendida en el ángulo noroeste de Galicia. Esa raíz es sin duda ibérica, anterior á los celtas, tal vez si úrica: en éuskaro, arra-iñ significa pez, y, en gallego, arroas delfín, entrañado el propio tema diversas denominaciones locales de la expresada región y de sus vecinas. En las inscripciones cuneiformes» de Asiria, aj-arru significa pais 0ccidental; y sabido es que se dio el nombre de Artabros á los citados pueblos gallegos, por ser los últimos frente al tenebroso océano que el mito antiguo llamaba el Artabro, pues mas allá estaba la mansión de los muertos. Las monedas ibéricas de Cose ó Tarraco (raiz arro) fundada por los Tirrenos, ostentan la cabeza del Hércules griego con el del fin simbólico de la raza tirrénica.

Algún escritor identifica á Carril con Vía Ostium, esto es, camino de los Pilones: el pilón ó cono truncado era, según Herodiano y según se deduce de las monedas de Emesa (Rada y Delgado), representación ó símbolo del Sol, adorado en 0riente y en todas partes, por el instinto natural de los hombres que veían en el magnífico planeta al padre de la vida y de la creación. El monumento llamado Piedra gigante, en Esgos, Orense, de once metros de altura y que afecta la forma de obelisco de cono truncado, es una de las numerosas pruebas del culto al Sol en Galicia. El camino dé los Pilones, á nuestro juicio conducía á un templo del Sol de gran veneración, acaso el Ara Solis de emplazamiento desconocido actualmente (Barros Sibelo), y que nosotros creemos puede señalarse en Villanueva de Arosa ó en sus cercanías, porque esta población es sin duda la Onuba dé que hablan escritores de la antigüedad, situándola frente á una isla habitada y consagrada á Hércules. Enb-Adzari, escritor árabe de fines del siglo XII, al describir, la marcha de Almanzor hacia Compóstela, menciona á Kirsita y á Ónuba, pueblos que el terrible caudillo ocupó á los pocos días de haber pasado por Pontevedra, y que obtuvieron posteriormente el título de Villas, Convirtiéndose el primero en Villagarcía, al pié del Castro de San Cristóbal, y el segundo en Vilaonoba, Vilanba, voz mal traducida desde, hace; poco tiempo á la castellana, de Víllanueva: en el término de este pueblo, se han encontrado restos de alfarería de remota fabricación, cimientos antiguos y monedas romanas, indicios incongruentes con su nombre moderno. El vocablo. Onuba expresa «pueblo del templo del sol ó adorar del sol» pues la raíz on es sol; figura también con el nombre de Annuba, población cercana á la isla Aopios

Mencionan esta Isla Himilcon Plinio, Ptolóme y Mela: I.acio afirma que sus habitantes hicieron gran resistencia á los suevos. Cortes la identifica con una de las Aones (0ns) .creyendo que esta voz es reducción da Aunios, juicio que sugestiona, porque, en efecto, hay poca diferencia entre las dos palabras; pero la circunstancia de hallarse situada la Arosa frente á Viilanueva, la de estar habitada, y la de que Plinio cita la Annios á la vez que la Corticata, ambas en la misma vía, junto con la existencia en ella de edificaciones antiguas que no hay en la de Ons, nos hacen presumir que es indudablemente la Anniós en cuestión.

Además, si los fenicios consagraron, a Hércules la isla situada frente á Onuba; si por adulación ó entusiasmo hacia Augusto se reemplazó con su nombre en muchos templos, altares y localidades e| de aquel, hasta el punto de que la Via Heráclea (desde Cádiz a Italia por la costa) se llamó, en virtud de dichos motivos, Via Augústea; si el vocablo Arosa es modificación, como creen varios autorizados sabios (P. Fita y Fernández Guerra) del de Arae-Auguti, Aransti, Aranza; y por último, si es evidente que no hay manera de hallar otra identificación, nada más razonable que resolvernos á creer; que la isla de Arosa es la de Aunios, nombre que quizás proviene de Auno ó Hinno, que á su vez es corrupción líbica del Ammon egipcio, Hércules Sol, Júpiter.

                               Celso García de la Riega

                                                                (Se continuará).

Anuncios

Navegación en la entrada única

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: